¡Vuélvete una persona contagiosa!

Recuerdo muy bien una canción que aprendí cuando empecé a asistir a la iglesia. Se llamaba “Reina Dios” y la letra fue sacada de un pasaje de Isaías 52:7

“¡Qué hermoso es ver llegar por las colinas al que trae buenas noticias, al que trae noticias de paz, al que anuncia la liberación y dice a Sión: «Tu Dios es rey»! Isaías‬ ‭52:7‬ ‭DHH

Al volver hoy a leer este pasaje en medio de la pandemia de Coronavirus y transitando una cuarentena obligatoria, volví a recordar que nosotros podemos contagiar a otros con buenas cosas. Volvámonos personas contagiosas de cosas buenas. El pasaje de Isaías nos dice:

1. ¡PORTADORES DE BUENAS NOTICIAS!

La gente evita a los que siempre tienen algo negativo que decir. Los ve venir y se escapa. Son gente que nos contagia con su malestar, queja o negatividad. ¡Pero qué bueno es ver llegar al que trae buenas noticias! ¿Eres portador de buenas noticias? Entonces la gente se va a alegrar de verte llegar. A veces puedes decir: “no tengo ninguna noticia buena para dar”. ¿Seguro? Siempre hay algo bueno que comunicar. Dios dice que Él encamina todo para el bien de sus hijos (Romanos 8:28), así que seguro algo está haciendo el Señor que es digno de ser comunicado.

2. PORTADORES PAZ.

En la época que fue escrito este pasaje de Isaías, las comunicaciones llegaban a través de mensajeros enviados a pie o en caravanas. Algunos traían noticias de catástrofes y guerras, pero otros traían noticias de paz. Esas personas eran las más esperadas. Sus pies estaban sucios por andar varios días por las montañas y disertos pero no eran feos, eran hermosos porque traían un mensaje d e paz. La Paz es contagiosa, comunica Paz, sé un pacificador en medio de la desesperación. Comunica un mensaje que alivie la carga, no que la aumente. Que la gente diga cada vez que te vea venir: “esta persona me trae paz”.

3. PORTADORES DE LIBERTAD

He visto las caras de alivio cuando una persona está escuchando el veredicto de un juez que dice: “hemos hallado al acusado inocente de todos los cargos y queda en libertad a partir de este momento”. La alegría y los abrazos reemplazan a la angustia y el temor. Cuando eres portador de noticias de liberación la gente se alegra. Dios puede liberar a la gente de sus angustias y depresión, Él puede liberar de las cargas al cansado, puede sanar las enfermedades y los dolores. Lleva esta buena noticia y contagia alegría y optimismo a los demás.

4. PORTADORES DE CONFIANZA

La mejor noticia que podemos dar es: “¡Tranquilos, Dios está en el control!” Si Dios es Dios, entonces lo sabe todo y lo ve todo. No está distraído ni desesperado ni le faltan recursos. Él reina y tiene todo bajo control. ¿Crees eso? ¡Entonces comunica esperanza en Dios! Su trono no se ha movido por un virus microscópico, Él tiene el control de las galaxias, por lo tanto es poderoso para controlar un virus por más mortal que sea. Contagia tu fe si es que la tienes y si no la tienes ¡no digas nada! No aportes malestar, incredulidad y cosas negativas. Sé un mensajero/a del Rey de Reyes y Señor de señores, diciendo que Él traerá vida y salvación a los que le creen.

Declaro que tu vida será tan contagiosa de buenas cosas que muchos se acercarán a ti buscando tu amistad. ¡Amén!

Deja un comentario